Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Federación Vecinal de Valladolid Antonio Machado


Portada del sitio > Áreas > Economía y empleo > El paro en los pueblos duplica al registrado en la capital desde que empezó (...)

La crisis impacta en la provincia de Valladolid

El paro en los pueblos duplica al registrado en la capital desde que empezó la crisis

El número de personas que demanda un empleo en el medio rural ha pasado de las 7.700 de agosto de 2007 a las 16.226 de la actualidad

Martes 11 de octubre de 2011 · 41 lecturas · rss article rubrique


La crisis ha hecho estragos en el tejido empresarial vallisoletano. Esa es una realidad incontestable que se demuestra fácilmente al observar la evolución de las cifras de desempleo en la provincia desde el año 2007 (un aumento del 81%). Sin embargo, al estudiar estos datos más detenidamente se puede llegar a la conclusión de que la lacra del paro ha hecho mucha más mella en el medio rural que en la capital. De esta forma, desde agosto de 2007 el número de personas en situación de desempleo en la provincia se ha visto incrementado en un 110 por ciento, mientras que en Valladolid capital este porcentaje se sitúa en el 65,8 por ciento.

En concreto, en los 224 municipios que componen la provincia vallisoletana (a excepción de la capital) el número de demandantes de empleo se ha visto incrementado de los 7.700 existentes en agosto de 2007 a los 16.226 actuales, según los datos extraídos del Ministerio de Trabajo e Inmigración. Por el contrario, en la ciudada este incremento no ha sido tan significativo al pasar de losa 15.035 a los 24.940 en el mismo periodo de tiempo.

Gran parte de la culpa de este notable aumento del paro en la provincia la tienen los pueblos del área metropolitana. La caída espectacular del mercado inmobiliario ante la falta de demanda por parte de los consumidores ha hecho que el desempleo dentro del sector de la construcción en la provincia se haya visto incrementado en un 335,2 por ciento al pasar de las 627 personas que eran demandantes de empleo en este sector en 2007 a las 2.729 de la actualidad.

Pero ademas del ‘ladrillo’ el resto de sectores tampoco ha sido capaz de asumir el número de demandantes y tanto la industria, como la agricultura y los servicios también han visto incrementado su número de parados. En el sector primario, la falta de rendimiento económico y la caída del margen de beneficios también ha hecho que el paro aumente un 212% (ha pasado de 518 a 1.617 personas). Las agrupaciones agrarias han manifestado en muchas ocasiones que son muchos los jóvenes que se alejan del medio rural ante la falta de oportunidades en agricultura y ganadería.

El sector industrial en la provincia tampoco ha sido ajeno a la situación y han sido muchas las empresas que se han visto obligadas a presentar expedientes de regulación de empleo y a realizar ajustes en sus plantillas. Así, en este segmento económico el desempleo ha crecido un 66 por ciento (de 1.252 a 2.079). Por último, dentro de los servicios el incremento ha sido del 87 por ciento al pasar de las 4.262 personas a las 7.982.

Los sindicatos lo tienen claro. «La crisis ha acentuado mucho más el paro en los pueblos que en la capital», manifiesta el secretario provincial de UGT en Valladolid, Luciano Sinovas, quien afirma que cuando llegó el final de la burbuja inmobiliaria no quedó más remedio en multitud de pueblos de la provincia que dedicarse al sector primario. «Algunos jóvenes se han quedado en sus pueblos con explotaciones agrarias o ganaderas de sus padres o familiares, pero otros no tienen en qué trabajar», comenta.

En este sentido, manifiesta que las oportunidades laborables en los pueblos son «muy inferiores» y por eso solicitó la creación de estructuras supramunicipales no inferiores a los 1.000 habitantes para crear mayores oportunidades labores.

Por su parte, el secretario de Empleo de Comisiones Obreras, Saturnino Fernández, manifestó que muchas de las personas que viven en los pueblos de la provincia han perdido su puesto de trabajo dentro de la capital. «Hay muchas parejas jóvenes que viven en los pueblos del alfoz y que han perdido su empleo en la ciudad, pero que ahora siguen empadronados y residiendo en los pueblos», comentó el responsable sindical, quien matizó que durante los siguientes meses el número de parados continuará creciendo.

Matapozuelos, el municipio más perjudicado en materia de empleo

Sardón del Duero es el que menos ha sufrido el desempleo desde 2007, mientras el paro sube en Matapozuelos un 242%

Cada una de las localidades de la provincia se ha visto afectada de una forma distinta desde que diera comienzo la crisis. A pesar de sus similitudes dentro de las mismas comarcas, muchas de ellas han visto mermado el número de parados desde el año 2007, mientras que otras han registrado aumentos más que notables. El peor de los casos es Matapozuelos, ya que el número de desempleados ha aumentado en un 242 por ciento al pasar de los 21 parados que tenía en agosto de 2007 a los 72 que registra en la actualidad, según los datos del Ministerio de Trabajo.

Por el contrario, Sardón de Duero, debido a su vinculación vitivinícola, ha sido el municipio que mejor se ha comportado durante estos cuatro años de crisis, ya que su cifra de desempleados ha disminuido un 11,1 por ciento al pasar de 27 a 24 parados.

En los casos de San Cebrian de Mazote, San Miguel del Pino, Aldea de San Miguel, Canalejas de Peñafiel, Castrillo de Duero, Velliza y Tiedra los aumentos que se han registrado se pueden considerar espectaculares ya que los incrementos están por encima del 500 por ciento.

En un total de 159 municipios se ha visto incrementado el paro en este periodo, en muchos casos, como Arroyo de la Encomienda, por encima del 200 por ciento. Por el contrario, en 28 localidades se han registrado descensos del desempleo, en algunos casos con caídas superiores al 75%. En Villanueva de la Condesa se ha pasado de cuatro a un parado.


Ver en línea : Paro registrado y contratos por municipios (Instituto Nacional de Estadística)


Fuente: Texto: R. Gris, Fotografía, El Día de Valladolid, 11-10-2011.