Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Federación Vecinal de Valladolid Antonio Machado


Portada del sitio > Áreas > Instituciones y gobierno local > El 18% de los ayuntamientos subió los grandes impuestos para este (...)

Simancas

El 18% de los ayuntamientos subió los grandes impuestos para este año

Más de 40 municipios se decantaron por incrementar la presión fiscal sobre sus vecinos para sufragar el gasto corriente, y a capital, Cigales, Simancas y Arroyo subieron hasta tres tributos

Martes 19 de junio de 2012 · 41 lecturas · rss article rubrique


Los ayuntamientos de la provincia han visto cómo durante los años de la crisis se reducían de manera notable los ingresos procedentes de los impuestos directos. El dinero procedente de los tributos de los vecinos y empresas ha ido mermando mientras que, por el contrario, el gasto de mantenimiento ha continuado e incluso ha aumentado en algunos casos. De esta forma, los ayuntamientos no han tenido más remedio que muchas ocasiones que incrementar la presión fiscal para poder afrontar el gasto corriente.

En concreto, en la provincia vallisoletana han sido 41 los consistorios que han incrementado alguno o varios de los denominados grandes impuestos (IBI, turismos, ICIO e IAE) dentro de su término municipal, según refleja una encuesta elaborada por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas que publica los datos de las entidades locales bajo el título Imposición Local, Tipos de Gravamen, Índices y Coeficientes.

Así, algunos ayuntamientos se han decantado por aumentar incluso tres de los cuatro impuestos más importantes. Es el caso de Cigales, que ha visto incrementado el impuesto de las viviendas, los coches y los permisos de construcción. De la misma forma, Arroyo de la Encomienda, Simancas y la propia capital vallisoletana también lo han hecho.

Por el contrario, de los 41 municipios que han aumentado su tasas, una treintena se han decantado por aumentar un impuesto y mantener ‘congelados’ los tres restantes. En su gran mayoría, el IBI y el Impuesto sobre los Vehículos de Tracción Mecánica han sido los impuestos que en mayor número de ocasiones se han visto incrementados. Así, municipios como Aguilar de Campos, Alaejos, Santervás de Campos y Villamuriel de Campos se han decantado por gravar las viviendas, locales o garajes. Igualmente, municipios como Becilla de Valderaduey, Santibáñez de Valcorba o Traspinedo se han decantado por el impuesto de vehículos.

Cabe señalar que pese a la apremiante necesidad de dinero que tienen muchos ayuntamientos (muchos no recogen partidas de inversión en sus presupuestos), ninguno se ha decantado por una subida integral de los cuatro impuestos al tiempo para este año.

Bajadas. En el lado contrario, a mayores de los municipios que se han decantado por no tocar ninguno de los impuestos, también algunos consistorios se han decantado por bajar la presión fiscal a sus vecinos. Por ejemplo, el ayuntamiento de Villafrechós ha reducido su porcentaje impositivo en el IBI del 0,6 al 0,4%. Lo mismo ha hecho el municipio de Peñaflor de Hornija, pero con el impuesto de los coches (lo ha reducido en casi tres euros hasta los 34,8, uno de los más económicos de la provincia).

No obstante, los ayuntamientos vallisoletanos han sido en la mayor parte de los casos consecuentes con la situación económica actual y se han decantado por mantener todos los impuestos directos congelados, aunque hayan subido algunas tasas y precios públicos.

Fuente: Texto: Roberto Gris, Fotografía, El Día de Valladolid, 19-06-2012.