Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Federación Vecinal de Valladolid Antonio Machado


Portada del sitio > Áreas > Medio ambiente > Izquierda Unida presenta alegaciones a la nueva Ordenanza del ruido para (...)

Ruido

Izquierda Unida presenta alegaciones a la nueva Ordenanza del ruido para evitar que los cambios perjudiquen el control ambiental

Presenta un escrito de cuatro alegaciones sobre la nueva “Ordenanza sobre ruidos y vibraciones”, aprobada inicialmente el pasado 11 de septiembre

Viernes 16 de noviembre de 2012 · 26 lecturas · rss article rubrique


COMUNICADO DEL GRUPO MUNICIPAL DE IZQUIERDA UNIDA

11 de noviembre de 2012

El Grupo Municipal de Izquierda Unida registrará mañana, lunes 12 de noviembre de 2012, un escrito de cuatro alegaciones sobre la nueva “Ordenanza sobre ruidos y vibraciones”, aprobada inicialmente el pasado 11 de septiembre.

En la primera se pone de manifiesto la necesidad de promover la participación sobre temas tan sensibles para la población como éste, explicando claramente cuáles son los cambios que se plantean en el nuevo documento respecto al vigente “Reglamento sobre protección del Medio Ambiente contra la emisión de ruidos y vibraciones”, y justificando las razones de tales modificaciones; pues en el expediente público de la nueva ordenanza no se explica nada y resulta muy complicado comparar la nueva regulación con la anterior por haberse reestructurado la normativa de forma importante.

En la segunda alegación se pide que se haga explícita la relación de esta nueva regulación con la ordenación general del municipio respecto a ruidos. Pues esta ordenanza forma parte, o debería hacerlo, de la política anti-ruido municipal definida en el Plan de Acción. Es decir, una determinada política dirigida a unos concretos objetivos con la aplicación de unos medios limitados. Y sin embargo, tampoco se da cuenta de nada en el texto examinado de la política municipal contra el ruido.

La tercera tiene que ver con la emergencia de nuevas situaciones y focos de ruido en la ciudad, de las que no se da cuenta en la nueva reglamentación. Como se pone de manifiesto en las últimas sesiones de la Comisión de Presidencia y Desarrollo Sostenible o en las de Sugerencias y Reclamaciones sigue habiendo problemas de ruido en la ciudad, y existen zonas en que se viene denunciando ruido nocturno (Vadillos, Paraíso y otras más). Y sobre todo, en los últimos años ha habido un hecho muy significativo en el espacio urbano como es el derivado de la prohibición de fumar y la generalización de veladores junto a las puertas de bares y cafeterías que suponen, en algunos casos, nuevos focos de ruido en lugares anteriormente tranquilos. Pues bien, este asunto tampoco se menciona en el nuevo texto.

La cuarta alegación afecta a la definición de “zonas saturadas”. Como es sabido el actual artículo 11 del Reglamento citado impide “la instalación o nueva apertura de bares, bares musicales, ampliación de licencia de bar a bar musical y establecimientos de hostelería análogos” cuando en menos de 100 m de la calle donde se pretende instalar el nuevo ya se contabilicen “más de cuatro locales de hostelería dedicados a la actividad de bar musical”, o cuando “la relación entre metros de fachada de locales respecto a metros lineales de calle sea superior a 0,35”. Pues bien, en el artículo 22 de la nueva Ordenanza (que sustituye al 11 citado) se mantienen las formas de medir, pero se modifica el tipo de locales afectados. Ya no se refieren a “bares, bares musicales (…) y establecimientos de hostelería análogos”, sino concretamente a discotecas, salas de fiesta, karaokes, bares especiales, boleras y locales multiocio, dejando fuera a las “cafeterías, cafés y bares” o los “cafés cantantes”. Es un cambio muy significativo que no se explica en modo alguno. IU reclama, por tanto, que se aporten los datos técnicos, si los hay, que pudieran fundamentar esos cambios. Porque en caso contrario parece que se trata simplemente de dejar fuera del control de ruidos por saturación de zonas a los bares, sin argumento alguno.

Por último hay que recordar que en el Plan de Acción contra el ruido se establecía que “la comisión de seguimiento” analizaría la aplicación de las medidas que en él se proponían “en el año 2012”. Este año está cerca de finalizar y el citado análisis se desconoce. IU lo reclamará en la próxima reunión de la Agenda 21.