Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Portada del sitio > Áreas > Urbanismo y vivienda > Las demoliciones en el 29 de Octubre comenzarán en 2015 para tener listas 87 (...)

Área de Regeneración y Renovación Urbana (ARRU) "29 de Octubre" de Pajarillos

Las demoliciones en el 29 de Octubre comenzarán en 2015 para tener listas 87 nuevas viviendas en dos años

La inversión global de la primera fase asciende a 11,2 millones, de los que 7,4 serán aportados por el Gobierno, la Junta y el Ayuntamiento de la capital

Viernes 26 de diciembre de 2014 · 416 lecturas · rss article rubrique


Las primeras demoliciones de edificios del polígono 29 de Octubre, perteneciente al barrio de Pajarillos, de Valladolid comenzarán el próximo año, lo que permitirá iniciar a continuación las obras de construcción de 87 nuevas viviendas, así como la urbanización de la zona. Esta actuación, que se ejecutará hasta 2017, supondrá una inversión global del 11,2 millones de euros, de los que las administraciones públicas aportarán 7,4 y el sector privado, 3,8 millones.

Se trata de la primera fase del Área de Regeneración y Renovación Urbana (ARRU) del Barrio 29 de Octubre, a las que seguirán otras dos, hasta alcanzar una inversión total de 80 millones de euros. El secretario de Estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda, Julio Gómez-Pomar; el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Antonio Silván; y el alcalde de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, suscribieron ayer el convenio de colaboración que regula la financiación de la intervención, con cargo al Plan Estatal de vivienda 2013-2016.

El Ministerio aportará 3,28 millones; la Junta, 1,88 millones; el Ayuntamiento de Valladolid, 2,23 millones y la iniciativa privada, 3,8 millones. Con la firma de este acuerdo, que se produjo en el Salón de Recepciones del Consistorio vallisoletano, Fomento trasferirá al Gobierno autonómico la financiación, entre la que figura la anualidad del año 2014, que asciende a 1,6 millones. Además, la Sociedad Municipal de Vivienda y Suelo de Valladolid (VIVA) tendrá que adjudicar en enero la redacción del proyecto de urbanización y la redacción del anteproyecto de edificación de las viviendas y de los alojamientos protegidos a construir.

El Ayuntamiento prevé que este año se inicien los primeros trabajos sobre el terreno, con las demoliciones y la construcción de las nuevas viviendas, según precisó la concejala de Urbanismo, Cristina Vidal. El alcalde de Valladolid remarcó que se trata de viviendas de pequeño tamaño, mala calidad y mal estado de conservación por lo que se ha optado por su derribo y no por su rehabilitación como en la zona de la calle Platerías o La Rondilla. “Costaría más el collar que el perro”, dijo León de la Riva. Destacó que se ha realizado un estudio “profundo” sobre el barrio y criticó que algunos hayan tratado llevado a cabo una “campaña de intoxicación”.

Proyecto

El proyecto contempla las obras de demolición de los edificios y la construcción de las nuevas viviendas, la reurbanización así como la ejecución de un programa de realojo y la realización de las funciones de gestión técnica e información. Además, se prevé la eliminación de las barreras arquitectónicas y la promoción de la accesibilidad así como la mejora de la eficiencia energética de los nuevos edificios. También se han proyecto cinco parcelas de uso rotacional y dos aparcamientos bajo rasantes en espacios libres.

Aunque se inició en 2010 y 2011 el planeamiento, la Junta aprobó en diciembre del pasado año la declaración del ARRU 29 de Octubre. El barrio fue construido en la década de 1960 en el barrio de Pajarillos que ocupa una superficie de 47.875 metros cuadrados. Esta actuación de renovación y regeneración urbana se realiza especialmente por razones sociales debido a la situación de marginalidad y exclusión social de la zona. Los edificios tienen un importante déficit de confort y problemas de funcionalidad y habitabilidad.

Las familias afectadas pueden recibir una vivienda del mismo tamaño al actual sin coste alguno, si bien deben adquirir un trastero y una plaza de garaje -a precio de vivienda protegida-. También se ha previsto la posibilidad de expropiar las viviendas a las personas que no quieran mantener la propiedad en esta zona. Las tasaciones prevén un desembolso de entre 22.000 y 24.000 euros por piso. También, se construirán apartamentos tuteladas para las personas que por su situación personal no puedan adquirir una nueva casa.

De momento, según el Ayuntamiento vallisoletano, casi el 50 por ciento de los vecinos afectados está dispuesto al cambio de vivienda antigua por vivienda nueva, teniendo en cuenta las obligaciones impuestas en el proyecto. Algo más del diez por ciento desean quedarse en el barrio, aunque en un apartamento protegido régimen de alquiler. El resto optarán por la expropiación y el abono del justiprecio.

Doble objetivo

Por su parte, el titular de Fomento destacó la suma de voluntades y la colaboración entre administraciones para impulsar este proyecto de rehabilitación y regeneración urbana. Destacó que tiene un doble objetivo, por un lado social ya que mejorará la calidad de vida y por otro económico, ya que ayudará a reactivar el sector de la construcción. Antonio Silván recordó que por cada millón de euros que se invierte en esta materia se generan 56 puestos de trabajo. Además, destacó que este proyecto encaja con la Ley autonómica de Rehabilitación, aprobada hace semanas.

En los últimos años, la Junta ha impulsado en Valladolid ocho áreas de rehabilitación. Se trata de las áreas de Platerías y Catedral y Rondilla primera fase- actuaciones ya terminadas- y las áreas de Rondilla segunda fase y 29 de Octubre en la ciudad. En la provincia están en ejecución el Centro Histórico de Medina del Campo, La Pedraja, el Casco Urbano de Traspinedo y Villanueva de Duero. En total, han supuesto una inversión global de 76,5 millones de euros sobre más de 2.400 viviendas de los que 55,6 millones de euros y más de 1.600 viviendas corresponden a la capital. En Castilla y León se están desarrollando un total de 59 áreas de rehabilitación que suponen una inversión global de 356,3 millones de euros sobre más de 14.500 viviendas.

Política de Vivienda

El secretario de Estado significó la importancia de la política de vivienda que hasta 2016 supondrá una inversión de 2.527 millones, que generarán una inversión privada de 1.268 millones, alcanzando casi los 3.800 millones. Destacó que el Ministerio de Fomento aportará 2.311 millones y las comunidades autónomas 216. Todo ello, permitirá financiar 200.000 ayudas de alquiler para familias con pocos ingresos y 50.000, para actuaciones de rehabilitación y regeneración urbana.

En Castilla y León, Julio Gómez-Pomar indicó que el Plan Estatal contempla una inversión de 128,96 millones, de los que el Ministerio aporta 115,91 millones y la Comunidad, 13. Está previsto destinar 43,48 millones a ayudas al alquiler y la rehabilitación; 56,6 millones a la subsidiación de préstamos hipotecarios y 16,25 millones, para otras actuaciones. En total, se prevén 10.700 subvenciones al alquiler y la rehabilitación de 2.400 viviendas. Todo ello, según sus cálculos, generarán 2.200 empleos.

La firma de este acuerdo se produce en el mismo día en el que el secretario de Estado, el consejero de Fomento y el alcalde de Burgos, Javier Lacalle, suscribieron el convenio para impulsar el área de regeneración urbana del barrio de San Cristóbal.

Fuente: Texto, Fotografía, El Día de Valladolid, 24-12-2014.

¿Quieres ponerte en contacto con la asociación vecinal de la zona?

Asociación Vecinal "La Unión" de Pajarillos