Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Portada del sitio > Áreas > Urbanismo y vivienda > Rondilla recurre el acuerdo de la Junta de Gobierno encomendar los trabajos (...)

Comunicado de la Asociación Vecinal Rondilla

Rondilla recurre el acuerdo de la Junta de Gobierno encomendar los trabajos de pavimentación del paseo central del parque Ribera de Castilla a la empresa pública TRAGSA

Pide paralizar el procedimiento de contratación iniciadopor ser perjudicial para nuestro barrio al quedar sensiblemente afectado el uso del paseo central del parque Ribera de Castilla y dejar sin cobertura la cada vez urgente intervención en la pasarela sobre el río Esgueva

Viernes 2 de enero de 2015 · 358 lecturas · rss article rubrique


Con fecha de hoy, 30 de diciembre, presentamos oficialmente un recurso de reposición contra el acuerdo de la Junta de Gobierno de 19 de diciembre de 2014, relativo a la encomienda de los trabajos de pavimentación del paseo central del parque Ribera de Castilla a la empresa pública Transformación Agrarias S.A. (TRAGSA).

En orden a paralizar el procedimiento de contratación iniciado, que, a nuestro juicio, es perjudicial para nuestro barrio, al quedar sensiblemente afectado el uso del paseo central del parque Ribera de Castilla y, adicionalmente, dejar sin cobertura la cada vez urgente intervención en la pasarela sobre el río Esgueva.

TEXTO DEL RECURSO

Al Sr. Alcalde Ayuntamiento de Valladolid

Ángel C. Bayón Gozalo, con DNI XXX, y domicilio a efectos de notificaciones en calle Marqués de Santillana, 4-bajo, 47010 Valladolid, teléfono 983 251 090, fax 983 251 913, correo electrónico asociacionvecinal@rondilla.org, en nombre y representación de la Asociación Vecinal Rondilla, CIF G-47020433, entidad declarada de Utilidad Pública municipal, en su calidad de vicepresidente, ante el Ayuntamiento de Valladolid comparece y, como proceda en Derecho, DICE:

Que en fecha 19 de diciembre de 2014, en despacho extraordinario, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Valladolid adoptó el acuerdo de aprobar encomienda de los trabajos de obras de pavimentación del paseo del parque Ribera de Castilla a la empresa de Transformación Agraria, S.A. (TRAGSA).

Que contra este acuerdo interpone RECURSO DE REPOSICIÓN por lo siguientes

MOTIVOS

1. Proyecto inadecuado, previsible generador de conflictividad.

La creación del parque Ribera de Castilla ha sido con mucho la actuación más significativa realizada por el Ayuntamiento de Valladolid en el barrio de la Rondilla, equipamiento cuyo positivo efecto beneficia igualmente a la totalidad de la Ciudad.

Las fases en que hubo que parcelar su desarrollo y las notables diferencias en los intervalos de tiempos de ejecución de cada una de esas fases, dieron lugar a un tratamiento muy heterogéneo de los espacios urbanizados del parque, diversidad que posteriormente también fue afectada por las obras de prolongación del emisario de la margen izquierda del Pisuerga.

El paseo central del parque, un corredor longitudinal que enlaza al norte con el paseo central del Soto de Medinilla y al sur con el paseo del Renacimiento, fue y es al día de hoy un espacio muy apreciado por la vecindad, que le da un uso intensísimo peatonal, en menor grado como espacio estancial y a muy menor escala el de vía de circulación de bicicletas y patines.

Tras la aprobación plenaria el 3 de junio de 2014 de abordar la mejora del pavimento deteriorado del paseo y del pavimento y estructura de soporte de la pasarela sobre el río Esgueva, previendo posibles conflictos de intereses entre usos peatonales y usos de bicicletas de patines, según la solución que se propusiera en la reordenación de los espacios, llevó a la Asociación Vecinal Rondilla a proponer al Ayuntamiento, en escrito de fecha 10 de julio de 2014, lo siguiente:

“Definición cromática o de pavimento de carril bici en la obra a ejecutar, de trazado longitudinal, adyacente a la valla mirador, de forma que enlace coherentemente con los carriles bici de calle Rábida y trasera del Seminario Diocesano, dando continuidad al circuito general de la Ciudad”.

“No obstante, dado que el paseo central del parque es altamente utilizado por numerosos paseantes y caminantes, ha de preservarse que éstos tengan preferencia en todo el espacio del paseo, determinándose por tanto la reserva de carril bici como de uso compartido (peatonal y de bicicletas y patines), con señalización adecuada, y de uso exclusivo para paseantes y caminantes el resto”.

Con la sugerencia anterior se aportaron otras de menor entidad, pero importantes en orden a resolver problemas de convivencia detectados en todo el paseo central.

No obstante, el proyecto del Servicio de Infraestructura de la Concejalía de Urbanismo no sólo no ha tenido en cuenta esas aportaciones, sino que ha elaborado un proyecto que no ha contado en absoluto con la opinión de los usuarios y usuarias (paseantes, caminantes, ciclistas, patinadores…), que no ha tenido en cuenta los altos e importantes usos peatonales y que no ha valorado el actual alto y positivo nivel de convivencia de los distintos usos que soporta el paseo central del parque Ribera de Castilla.

Por el contrario, en su proyecto, establece marcar pistas para bicicletas de anchos entre 2,20 y 2,70 metros, incluyendo sobreanchos y excluyendo encintados, propuesta que resta importante espacio a los usuarios y usuarias predominantes (paseantes y caminantes).

Igualmente, la relocalización de los bancos y el nuevo sistema de alumbrado restarán aún más espacios a paseantes y caminantes.

Por otra parte, el proyecto destruye espacios verdes y ornamentales importantes en zonas del paseo central colindantes con las áreas deportivas (campos de fútbol, piscina municipal de verano y balsa del Centro de Piragüismo).

En su conjunto, son consideraciones que a juicio de la Asociación Vecinal Rondilla deben corregirse en el proyecto.

2. Consignación presupuestaria insuficiente.

En la sesión del Pleno de fecha 3 de junio de 2014, el Ayuntamiento aprobó la modificación de créditos nº 3 del Presupuesto municipal, ampliado en 9.926.006,08 euros, financiados por remanente de tesorería para gastos generales procedente de la liquidación del Presupuesto de 2013, y su asignación a inversiones financieramente sostenibles.

Según consta en la página 25 de la Memoria que acompañaba al expediente, se aprobó una dotación de 249.000 euros (IVA incluido), con cargo a la consignación presupuestaria 02.1881.619, para la ejecución de un “proyecto de mejora del pavimento del paseo (muy deteriorado y afectado por las raíces del arbolado colindante) y de la pasarela sobre el río Esgueva (con reparación de su pavimento y estructura de soporte)”.

El proyecto para la ejecución de las obras se ha presupuestado en 409.027,18 euros (IVA incluido), cifra que contrasta notabilísimamente al alza con lo consignado en el Presupuesto municipal de 2014 (249.000 euros)

El 19 de diciembre de 2014, la Junta de Gobierno Local aprobó la encomienda de los trabajos de obras de pavimentación del paseo central del parque Ribera de Castilla a la empresa de Transformación Agraria, S.A. (TRAGSA) en 375.035,42 euros (IVA incluido), igualmente muy alejada de la prevista en el Presupuesto municipal de 2014.

Con todo, según puede deducirse de información de la Concejalía de Desarrollo Sostenible, la encomienda de los trabajos a TRAGSA no prevé la inclusión de las actuaciones sobre la pasarela sobre el río Esgueva (reparación de pavimento y estructura de soporte), si previstas y presupuestadas conjuntamente con el pavimentado del paseo central del parque tanto en la Memoria inicial de la modificación de créditos nº 3 como en la Memoria del proyecto del Servicio de Infraestructura de la Concejalía de Urbanismo.

A falta de conocer el informe de 17 de diciembre de 2014 del Sr. Interventor, del que se habla en la Propuesta de Acuerdo, pero que no nos ha sido facilitado, a juicio de la Asociación Vecinal Rondilla no existe crédito necesario para atender el gasto y el cumplimiento de las obligaciones exigibles que comporta el contrato con TRAGSA con cargo a la aplicación 02.1551.619 del vigente Presupuesto municipal (Proyecto de mejora del pavimento del paseo central del parque Ribera de Castilla y de la pasarela sobre el río Esgueva, con reparación de su pavimento y estructura de soporte).

3. Contratación impropia por singular y excepcional.

La propuesta de acuerdo para la encomienda de los trabajos de obras de pavimentación del paseo central del parque Ribera de Castilla a la Empresa de Transformación Agraria (TRAGSA) no está exenta de serias y fundadas dudas sobre la idoneidad del procedimiento, la figura de contrato elegida e incluso su adecuación al marco legal de los contratos del sector público.

A mayor abundamiento, la estimación como reparo o no del informe del Sr. Interventor General, las reservas que sobre la fórmula de contratación adoptada y, como nota delirante, el mismo “informe verbal” del Sr. Vicesecretario General al respecto, no añaden transparencia y fiabilidad al acuerdo.

Entendemos que la potestad de autoorganización del Ayuntamiento de Valladolid debe cohonestarse con la protección del mercado de bienes y servicios y preservar las garantías que presiden la gestión de los recursos públicos. Aún aceptando que la figura de la encomienda encuentra anclaje en los artículos 4 y 24 del texto refundido de la Ley de Contratos del Sector Público, por más que el Ayuntamiento de Valladolid se empeñe en lo contrario, no deja de ser una situación de excepcionalidad, no sólo de la norma estatal española, sino también de la normativa comunitaria sobre contratos del sector público, donde imperan la necesidad de licitación pública de los contratos dirigidos a satisfacer prestaciones igualmente públicas.

La encomienda de gestión excluye torpemente la licitación pública, con la consiguiente trasgresión de los principios de publicidad, concurrencia, transparencia y no discriminación. En siendo esto un hecho ya en si mismo muy grave, no lo es menos la situación de riesgo que el Ayuntamiento asume en relación al grado de ejecución que TRAGSA debe llevar a cabo por sí misma, esto es, sobre la posibilidad de contratación con terceros de la actividad que le ha sido encomendada. Aunque suene a exagerada hipérbole, comparamos la nefasta experiencia Samaniego con el nuevo horizonte de encomiendas “por las buenas” a TRAGSA, que puede configurarse como entidad de simple intermediación, que puede derivar en situaciones y procesos indeseables para todos (para el Ayuntamiento, que ya arrastra una imagen externa muy deteriorada por mala gestión de los asuntos municipales; para el bolsillo del vecindario, que se ve obligado a pagar siempre los platos rotos de esa imprudente mala gestión). Porque en ambas situaciones, opción “marca Samaniego” vs. “opción marca Tragsa”, la contingencia de encarecimiento del servicio encargado está cantada.

La Asociación Vecinal Rondilla no encuentra justificación alguna relacionada con la necesidad y urgencia del encargo de los trabajos de obras del pavimentado del paseo central del parque Ribera de Castilla, como tampoco haya razones de economía y eficacia para recurrir a la excepcionalidad de un ente instrumental. Acudir a vías excepcionales y singulares deberá responder a una causa, que no puede ser la caprichosa elección por la Junta de Gobierno a una figura que altera la normalidad del régimen contractual vigente de obra pública y que perturba y daña la competencia y la eficiencia.

4. Entidad de Utilidad Pública Municipal.

La Asociación Vecinal Rondilla está declarada Entidad Ciudadana de Utilidad Pública Municipal por cuerdo del Pleno del Ayuntamiento de 10 de abril de 1990.

Según el artículo 215 del Reglamento Orgánico del Ayuntamiento de Valladolid, que regula estas entidades, en su apartado c) dice que se le “confiere el derecho a ser consultada en los asuntos de competencia municipal que afecte a su objeto social y a su ámbito de actuación".

Es notorio que en este caso, como en tantos otros, en que con meridiana claridad una decisión municipal afecta muy seriamente a su ámbito de actuación, la Asociación Vecinal Rondilla ni ha sido consultada ni tan siquiera se han tenido en cuenta sus previas aportaciones a la redacción del proyecto.

Por todo lo anterior,

SOLICITA

1º. La anulación del acuerdo de la Junta de Gobierno de 19 de diciembre de 2014 relativo a la encomienda de los trabajos de obras de pavimentación del paseo del parque Ribera de Castilla a la empresa de Transformación Agraria, S.A. (TRAGSA).

2º. La adopción de acuerdo por el mismo órgano directivo, de someter licitación pública tanto de los trabajos de pavimentación del paseo central del parque Ribera de Castilla como de actuación integral sobre la pasarela sobre el río Esgueva (reparación de pavimento y estructura de soporte)., previa revisión y adaptación del proyecto a la problemática descrita en el apartado 1 precedente.

En Valladolid a 29 de diciembre de 2014

¿Quieres ponerte en contacto con la asociación vecinal de la zona?

Asociación Vecinal Rondilla