Contactar | asociaciones | Mapa del sitio | Sitios Web | listas correo | webmail | Facebook | Twitter | Canal Youtube | cavecal | ceav | RSS

Portada del sitio > Áreas > Participación ciudadana > Intervención en el pleno: ¡¡Vivan las Ferias y Fiestas de Valladolid¡¡

Comunicado de la Federación

Intervención en el pleno: ¡¡Vivan las Ferias y Fiestas de Valladolid¡¡

Miércoles 8 de junio de 2016 · 282 lecturas · rss article rubrique


La Federación de AAVV acude de nuevo a este salón de plenos para hacerse oír. Y en esta ocasión lo hace para que "tengamos la fiesta en paz".

Hoy se trae a este Pleno una propuesta relativa a las fiestas con dos temas: uno de tipo económico, y otro que pretende “blindar” las referencias religiosas en la denominación de las mismas.

Con respecto al primero, sólo felicitar al grupo proponente, pues recoge algo que esta Federación lleva años demandando: más o menos dinero, pero más y mejor repartido por toda la ciudad, en unas fiestas donde prime la calidad y las propuestas imaginativas.

Respecto a la denominación de las fiestas, no entendemos que se traiga a este Pleno una propuesta, una moción (aun estando en su derecho), para institucionalizar algo que los vecinos y vecinas consideran casi anecdótico y para nada necesario.

Las Fiestas de Valladolid siempre fueron de Valladolid, no de ningún santo. Sólo en las últimas décadas, curiosamente en épocas dictatoriales, donde todo se imponía, es cuando empiezan a aparecer santos y vírgenes en todo el territorio nacional. No lo dice esta Federación Vecinal por contradecir a nada ni a nadie, lo dice la hemeroteca.

Y para demostrar que no siempre ha habido santos de por medio, hace poquitos años, en ferias, pudimos disfrutar en el Archivo de San Agustín de una cartelería, bien nutrida de ejemplares de fechas pretéritas, donde siempre predominaba que las Ferias y Fiestas eran en y de Valladolid, sin hacer referencia a San Mateo, San Lorenzo ni a la Virgen. Estos carteles están fechados y van desde 1900 hasta al menos 1960. Fue a partir de esa fecha cuando empezaron a imprimirse en los carteles referencias a los santos. Esa es nuestra acreditación y nuestro argumento.

Por ello nos resulta incompresible que en los programas de los últimos años, bastante voluminosos, no hubiera ninguna página donde se pudiera leer que "las ferias y fiestas son de Valladolid". Todas en su integridad eran de la Virgen de San Lorenzo que, en ocasiones, pasaba a ser tratada como "Nuestra Señora" o "V. de San Lorenzo".

Si al menos se hubiera respetado la portada del programa, manifestando que las fiestas eran de Valladolid, aunque fuera en honor a la patrona…, tal vez hubiera estado un poquito más acertado. Pero de eso nada, es más, hasta en el escenario instalado en la plaza Mayor para los conciertos se decía: " Feria y Fiestas de la Virgen de San Lorenzo".

Y no deja de sorprendernos que ahora quieran mantener "la tradición" y "blindar los nombres de las fiestas patronales", cuando fue su partido, en la persona del anterior alcalde, quien contrariando a esa misma tradición, “apartó a un santo para poner una virgen”, al cambiar las fechas de las fiestas, decisión que esta Federación considera acertada.

Por otro lado, en nuestras fiestas no todo el vecindario "celebramos la protección de la Virgen". En Valladolid hay muchas personas no creyentes, o de otros credos, y también ellas tienen todo el derecho a celebrar.

En un estado aconfesional como el nuestro, las fiestas no pueden dejar fuera, aunque sólo sea por su denominación, a las personas que no profesan una determinada religión. Todos y todas celebramos la fiesta, la alegría, el reencuentro y la vuelta a la actividad después del letargo del verano,… ciertamente, hay muchas cosas que celebrar, y podemos y debemos hacerlo de la forma más inclusiva posible.

Decimos esto con el máximo respeto a las personas creyentes, en el convencimiento de que todas las creencias son respetables, y entendiendo que, paralelamente a las fiestas de la ciudad, pueden llevarse a cabo por parte de la comunidad cristiana cuantos actos religiosos se consideren oportunos.

La propuesta Vecinal solo procura lógica y sentido común. Es decir, las fiestas son de Valladolid y no de ningún santo, católico o no, y eso es lo que nuestro representante ha propuesto en la Comisión de Cultura. Hoy corren tiempos más democráticos en los que la imposición de un determinado credo no cabe. De todas las formas, tengamos la fiesta en paz.

Vivan las ferias y fiestas de Valladolid!